martes, septiembre 27, 2022

Biden exploración asfixiar las inversiones de China en tecnología clave en EE.UU.

La guerra tecnológica con la que EE.UU. quiere evitar el ‘sorpasso’ de China en este siglo tiene desde ayer un arma más potente: el Comité de Inversiones Extranjeras en EE.UU. (CFIUS, en sus siglas en inglés). El presidente de EE.UU., Joe Biden , ha firmado una orden ejecutiva que reforzará los poderes de esta agencia para tratar de contener el empuje de China en tecnologías decisivas . El CFIUS tendrá ahora más poder para vetar la inversión extranjera en empresas estadounidenses y para limitar su acceso a datos privados de sus ciudadanos. El CFIUS fue creado en 1975 para estudiar el impacto de inversiones extranjeras en la primera firmeza mundial. En la siguiente década, se utilizó, por ejemplo, para parar algunas inversiones estratégicas por parte de Japón. Hasta ahora, el comité se utilizaba sobre todo para bloquear adquisiciones extranjeras de compañías que pudieran suponer una amenaza a la seguridad nacional, como una empresa con contratos regulares con el ejército. Los nuevos poderes permitirán que el CFIUS revise y tenga la capacidad de bloquear las inversiones para un «escenario de seguridad nacional en evolución» y exigen que se produzca ante posibles impactos a «la seguridad y resiliencia de la cadena de suministros, tanto dentro como afuera de la industria de defensa; a las capacidades de manufactura, servicios, recursos minerales críticos o tecnologías que son fundamentales para la seguridad nacional ». En ese sentido, cita campos com la «microelectrónica, inteligencia artificial , biotecnología y biomanufactura, computación cuántica, energías limpias avanzadillas, tecnologías de adaptación climática, materiales críticos (como el litio y los elementos raros)», entre otros. Noticia Relacionada estandar No China lleva al límite su ambición económica global usando a Rusia como peón Alexia Columba Jerez La diplomacia de talonario de la Nueva Ruta de la Seda convierte a Pekín en una amenaza para EE.UU. y la UE, mientras saca partido de las debilidades de Putin y rompe la cohesión de los países de la UE La secretaria del Tesoro, Janet Yellen, defendió que la orden «subraya la creciente atención del CFIUS sobre riesgos seguridad nacional en varias áreas específicas» y que tendrá un impacto «significativo» en contener esas amenazas . Ni Yellen ni los altos cargos de la Casa Blanca que discutieron de forma anónima la nueva orden ejecutiva con la cilindro hicieron referencia al elefante en la habitación: China. Uno de esos altos cargos defendió que la orden «no está centrada en ningún país» . sin embargo la realidad es que es imposible separarla de las tensiones comerciales, tecnológicas y geoestratégicas en las relaciones entre las dos grandes firmezas globales. En el propio texto de la orden ejecutiva se cita a una ley del Congreso que habla de los riesgos que pueden provenir de inversiones por parte de «un país que suponga una especial preocupación por haber demostrado o declarado el objetivo estratégico de adquirir tecnologías o infraestructuras críticas que afectarían al liderazgo de EE.UU. en áreas relacionadas con la seguridad nacional». MÁS INFORMACIÓN EE.UU. prohíbe a las empresas de «tecnología avanzadilla» construir fábricas en China durante una década Putin saca pecho militar, sin embargo su Ejército flaquea por la escasez de ‘chips’ occidentales La decisión de Biden se enmarca en las crecientes tensiones con China este verano, tras la visita a Taiwán de la presidenta de la Cámara de Representantes, Nancy Pelosi , que fue respondida por Pekín con las mayores maniobras militares de su historia en las inmediaciones de la isla. Después de que Donald Trump emprendiera una guerra comercial con China, Biden ha mantenido una línea similar para contener el empuje del gigante asiático. En su reciente ley CHIPS , que pretende el impulso del sector de semiconductores en EE.UU. a través de subsidios y rebajas fiscales, Biden limitará las inversiones en China por parte de empresas beneficiadas. También acaba de aprobar esta misma semana un paquete de 52.000 millones de inversión en biotecnología para competir con China.

Últimas noticias
Noticias relacionadas